Cocorná Bilingüe

Era lunes en la mañana y dos profesores de Inglés hacían un merecido reconocimeinto a niños de Preescolar y Primero, esto significaba que habían participado de la Fase Piloto de “Cocorná Bilingüe”; los padres de familia, entusiasmados contaban sus experiencias y agradecían el haber empezado este programa en Cocorná que tanto significó para sus hijos, bajo la realidad de hoy que exige el aprendizaje de un segundo idioma.

El profe saluda: good morning y los niños contestan: good morning teacher; la alegría era evidente y se notaba al instante que este proceso significa mucho para ellos. Luego de escuchar a niños y padres, el profe explicaba la dinámica pedagógica usada con ellos durante el año; cómo de manera didáctica y entretenida se aprendía el inglés; cómo podían hacerlo a partir de juegos y cantos con los que los niños lograban tal aprendizaje; y cómo en esencia, se logró con mucho esfuerzo realizar esta fase exploratoria del proyecto.

Para entenderlo, es necesario volver un poco en el tiempo, cuando desde varios espacios de la localidad se hablaba de “Cocorná Bilingüe”, muy especialmente se escuchaba desde la Cooperativa Pío XII que buscaba implementar programas o cursos de inglés, finalmente para la época esto no tuvo eco y se fue quedando en el olvido; sin embargo, ese término siguió sonando y se fue convirtiendo en una de las necesidades identificadas durante la construcción del Plan de Desarrollo Turístico del municipio y posteriormente, apareció también en los propósitos del Plan de Desarrollo Municipal.

A principios de este año, Somos Patrimonio, incorpora en la propuesta de convenio de turismo a desarrollar con la Administración, este punto de Cocorná Bilingüe y es de esta manera como se empieza el desarrollo de la primera parte del proyecto a través de un programa en la emisora Cascada Estéreo, denominado: “Cascada speak´s english”, que fue realizado durante todo el año por el licenciado en idiomas Alexander Aristizabal.

Meses después se empieza el trabajo en la Institución Educativa y en los Centros de Desarrollo Infantil de la zona urbana, para lo cual fue necesario llamar a otro docente que prestara sus servicios en esta área, se trata de José Luís Ribero; con estos dos profesores se lograron atender 14 grupos de niños, los de los niños mayorcitos de los CDI y los de Preescolar y Primero de la Institución Educativa, (a excepción sólo de un primero).

Cada clase era dinámica. Un día acompañada de imágenes, otro, de música, al siguiente, de juegos, y de esta manera, niños y profesores esperaban con ansias la clase de inglés. Dicho por los mismos docentes, se convertía en apoyo fundamental en el proceso de aprendizaje de los niños por varios motivos. En primer lugar, porque el estudiante veía un rostro diferente al de su profe; en segundo lugar, porque la manera dinámica de la clase, hacía que los niños aprendieran más fácilmente esta segunda lengua y por último, porque lo enseñaban personas preparadas para tal fin.

Estas experiencias fueron socializadas tanto en la entrega de los reconocimientos en los diversos grupos, como en un encuentro institucional, donde se mostraron los resultados de esta fase de prueba, que sorprendió incluso a sus promotores; pues la respuesta y las experiencias contadas por padres de familia, estudiantes y docentes, reflejaba el impacto de este proceso y la importancia de su continuidad.

En el encuentro interinstitucional liderado por la Dirección de Desarrollo Social, Somos Patrimonio y los dos docentes de inglés, se presentaron los avances del proceso a través de un video. Esta socialización buscaba despertar el interés general por dar continuidad a este proyecto para soñar en el horizonte de cinco años, tener niños muy preparados en el inglés para enfrentar las exigencias del mundo actual y visionando el desarrollo turístico de Cocorná, que traerá indiscutiblemente cantidad de extranjeros y su consecuente necesidad de entablar diálogo con ellos para una mejor atención.

De esta manera, se tocaron las fibras institucionales y hubo una muestra de intención de apoyo a esta propuesta que requiere aproximadamente 120 millones de pesos para su implementada en la básica primaria de la localidad. Todo indica que este proceso continuará en el municipio, teniendo en cuenta que los resultados de esta primera etapa, fueron evidentes.

Adquiera de manera impresa nuestra revista en los estudios de Cascada Comunicaciones en el C. Cial. Inmaculada, local 107. 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *